lunes, 22 de abril de 2013

Fin de semana

Photo : Mercadillo medieval en Santa Fé
Unas lanzas que recuerdan a la "Rendición de Breda" http://es.wikipedia.org/wiki/La_rendici%C3%B3n_de_Breda


Abrió el libro que vino a buscar
pero no leyó nada,
reposaron sus páginas en sus rodillas,
no deslizó la mirada por sus letras,
ya leían sus ojos cerrados las pupilas
del viaje de ondulados campos verdes.
Tumbado en la cama dormía,
el libro seguía entre sus piernas,
pero no lo leía nadie,
porque no vino a leer el libro aquel,
solo quería creer que le narraban esa historia
que era aroma de memoria, voz
de un ayer que es hoy y mañana,
una obra que conforma las páginas del día,
unas lanzas que defienden Santa Fe,
cuatro puertas que fueron protección
de un campamento construido en sigilo,
un sello y una carta entre cuadros de colores
transportados por un túnel infinito hacia el pasado.
Las páginas las ojea aun estando cerradas,
pero las alamedas de la vega verdean el horizonte,
son la vida, que resurge al roce de sus ortigas bajas.
Ay, olor y sabor de la buena comida,
ya tiemble la tierra, ya esté calmada,
no hay nada como la buena gastronomía                              
del recuerdo de las patatas.
Tantos libros en esa plaza,
tantas risas entre sus páginas.
Oír canciones bellas en esa voz desafinada.
Escuchar la historia, que pasa
pasaba entre las letras,
entre las lágrimas.
Abrió el libro pero no leyó nada,
pero vio la historia del fin de semana.

2 comentarios:

  1. Me ha emocionado esta narrativa poética, porque hace lo que la buena literatura, provocar un sentimiento, remover los más primitivos recuerdos enterrados en el pozo de la infancia.

    ResponderEliminar